Masaje rítmico en la fatiga relacionada con cáncer

En la introducción, el síndrome de fatiga relacionada al cáncer (FRC) (ver https://www.anthromedics.org/PRA-0727-EN) fue descrito como un complejo de síntomas que se manifiesta en todos los niveles de la organización humana. Desde el punto de vista del conocimiento integral del ser humano, el FRC se considera como una intervención insuficiente, no ordenada de los miembros constitutivos superiores (organización astral o emocional y organización del yo) en la organización física, acompañado por un agotamiento de las fuerzas vitales de la organización etérica (1). Básicamente se relaciona con un trastorno regulativo del “orden funcional rítmico central” (2).

En este cuadro patológico el masaje rítmico (MR) puede prestar un apoyo terapéutico importante a través de:

1. La activación de las fuerzas vitales y de los procesos regenerativos anabólicos en el metabolismo (3).
2. La activación de los procesos respiratorios, a los cuales también pertenece el ritmo de sueño -  vigilia (3).
3. La activación de la formación y distribución del calor intracorporal.

Recomendaciones terapéuticas

1. Comunicar y dejar fluír

En la fatiga el paciente se vivencia como sin fuerzas y pesado. Se está en presencia ante una debilidad de las fuerzas vitales y de la liviandad del cuerpo etérico, que no puede recibir en forma suficiente los impulsos del cuerpo astral. Las fuerzas del cuerpo etérico, que normalmente se encuentran en un fluir constante, dejan de fluir.

El gesto terapéutico de apoyo al paciente tumoral implica trabajar con gestos manuales de fluidez. Una vivificación del organismo líquido requiere de una secuencia rítmica con toques succionantes y ligeramente pulsantes.

  • La activación del metabolismo anabólico regenerativo con masaje rítmico. Comenzar a nivel de los brazos.

En la FRC la tensión fisiológica normal que envuelve los brazos se encuentra disminuida y a través del masaje se intenta actuar desde afuera sobre la corporalidad, construyendo – en forma semejante a lo que sucede de noche, durante el sueño (ver https://www.anthromedics.org/PRA-0727-EN). “Si se masajean los brazos de un ser humano, este masaje lleva lo astral desde el exterior hacia el interior de la corporalidad. Los brazos se convierten entonces en algo más de lo que son habitualmente, en instrumentos de la voluntad. Se acciona a través de ellos regulando el metabolismo interno, que transcurre entre el intestino y los vasos sanguíneos. Entonces se actúa sobre la formación de sangre, cuando se masajean los brazos y las manos” (4).

CAVE: en lugares, en los cuales la integridad del sistema linfático está interrumpida, por ej. en la congestión linfática consecuencia de una linfadenectomía o por tumores, el tratamiento de brazos y espalda debe ser efectuado rigurosamente según los principios de la descongestión linfática.

  • En pacientes muy debilitados se aconseja comenzar con una vivificación del ser humano inferior por “apertura de la puerta inferior” propiciando el relajamiento del tórax a nivel de la región diafragmática y con toques de profundización de la respiración en esa región. El vientre, las caderas y los muslos se masajean localmente con movimientos fortalecedores de la vitalidad. A través de ello la corriente anabólica de la región metabólica puede actuar vivificando al ser humano superior. 
  • Otra posibilidad ofrece el masaje en pentagrama según la Dra. Margarethe Hauschka (5), a través del cual brazos, piernas y cabeza y las corrientes etéricas activas entre ellos se relacionan como en una estrella de cinco puntas. 
  • Por una fricción hepática con Ferrum metallicum 0,4%, ungüento/WELEDA. El hígado, como órgano central del metabolismo y del organismo líquido puede ser incluido en todos los tratamientos. 
  • Una fricción del bazo con ungüento de cobre rojo/WALA ayuda sobre los procesos de la digestión en relación a su función del fortalecimiento rítmico. 
  • Una fricción renal con ungüento de cobre/WALA, en el caso de un tono general disminuido, actúa fortaleciendo la radiación renal demasiado débil, eventualmente intensificado por una fricción hepática con Ferrum met. 0,4%, ungüento (4). 
  • Una fricción de abdomen con ungüento de cobre rojo/WALA, masajeando sobre todo la región del bazo o un cinturón de cobre en la región abdominal y las caderas, actúan vigorizando la actividad digestiva, que en estos pacientes puede estar debilitada.

2. Levar a la respiración, concentrar y relajar, ritmizar

El organismo aéreo es base de los procesos anímicos astrales y por este organismo se transmiten efectivamente estos procesos hacia la organización vital. El cuerpo astral activo en el organismo aéreo, impregna la organización vital por impulsos que podemos comprender mejor si observamos lo que sucede durante la inspiración y la exhalación: el cuerpo astral se comunica por la inspiración en forma más profunda con la organización vital y durante la exhalación se suelta hasta un cierto punto de ella. En el síndrome de fatiga por cáncer este proceso respiratorio está alterado, lo que se evidencia también en las alteraciones de la “gran respiración”, del sueño y vigilia.

En dificultades para conciliar el sueño

  • Para contrarrestar el estado de alerta, el estar “demasiado despierto” se realiza un tratamiento cálido y rítmico de brazos y espalda. Se integra en el tratamiento una ligera fricción de abdomen, región lumbo-sacra y de caderas. 
  • Un masaje de bazo actúa equilibrando una actividad cognitiva demasiado acentuada, de la consciencia, durante la noche (4). 
  • Una fricción descendente en el plexo solar y una fricción cardíaca ayudan en estados de miedo e intranquilidad.

En un sueño interrumpido y cansancio diurno

  • Masajes que “encarnan”, rítmicos, partiendo de los pies.

El tratamiento comienza en las pantorrillas y los pies; luego ascendiendo con un tratamiento intenso de caderas, región lumbo-sacra y espalda inferior, hasta cubrir toda la espalda. El bazo y el hígado son incluidos en este tratamiento, en forma alternada o ambos juntos.
En principio el masaje ritmizante ha sido probado como inductor del sueño. Con frecuencia los pacientes refieren ya desde los primeros masajes que su sueño ha mejorado, aún si en la primera consulta no se habló de trastornos del sueño.

3. Cuidado, entrega, dar envoltura

Las zonas frías del cuerpo (con frecuencia las fosas renales, región lumbar, vientre, caderas), extremidades frías, falta de impulso, falta de iniciativa y alegría, formas de pensar estáticas, son expresión de un trastorno más profunda del organismo calórico en lo fisiológico y en la vida anímica. Indican con ello una participación insuficiente de la organización del yo en el organismo.

Por el MR se activa el calor, si los toques tienen un carácter plástico-formador, es decir dando envoltura de superficie. La cualidad de los toques debe llevarse en forma suavemente succionante desde la profundidad hacia la periferia, pulsando y eventualmente vivificando. Una cualidad de toque cuidadoso, de entrega, es de gran importancia.

Extremidades inferiores frías

  • Primeramente se tratan la espalda y la región lumbo-sacra , para calentar el área de la raíz de la extremidad. 
  • Masajear el abdomen profundamente, pero en forma blanda, respirada. 
  • Fricción hepática.

Cuando el calor irradia hacia abajo, seguir trabajando poco a poco.

  • Masajear la espalda inferior con región lumbo-sacra cada vez más intensamente. 
  • Masaje de cadera y muslos en forma descendente , con toques locales suaves, ligeramente pulsantes. Con las mismas cualidades seguir con las pantorrillas, hasta masajear completamente los pies. Trabajar siempre con la imagen de llevar el calor desde arriba hacia abajo; y localmente desde la profundidad hacia la periferia. 
  • Siempre incluir en el tratamiento el hígado y el bazo.

Extremidades superiores frías

  • En forma análoga al MR de las extremidades inferiores se tratan las superiores. También en este caso se comienza con un tratamiento de espalda, región lumbo-sacra y cadera
  • Los pacientes relatan una corriente de calor muy agradable y benéfica en la periferia con un masaje en pentagrama, tanto en la versión de “cuidado” o puntual como en la versión clásica de la Dra. Margarethe Hauschka (5). 
  • La fricción hepática con Ferrum metallicum 0,4%, ungüento/WELEDA encuentra su aplicación correcta allí, dónde se halla presente una cierta parálisis de la voluntad. En la fatiga por cáncer se manifiestan trastornos en los impulsos de la voluntad. No puede usar “su” órgano, el hígado, por la falta del elemento comunicante: el calor (6).

Aceites recomendados

  • Hypericum 5% Oleum
  • Lavandula, oleum aethericum 10%
  • Aceite de malva
  • Aceite de melisa
  • Prunus spinosa e floribus 5% Oleum
  • Rosmarinus, oleum aethericum 10%
  • Aceite Solum

Research news

Pilot study on the clinical effect of yarrow liver compresses
Liver compresses are commonly applied in integrative cancer treatment and are believed to have an energizing effect. A randomized pilot study was conducted to investigate the influence of yarrow liver compresses on the autonomic nervous system by analyzing heart rate variability in metastatic cancer patients undergoing radiotherapy and suffering from cancer-related-fatigue. The study found that this application led to increased sympathetic activity during daytime in the intervention group, whereas in the control group, which did not receive any external application, increased parasympathetic activity. The study is open access:
https://doi.org/10.1177/15347354221081253